Tomatlán (Costa Alegre)

Ven y sumérgete de lleno en la Costalegre jalisciense, en un lugar de ensueño… Una combinación de playas blancas, experiencias holísticas y romanticismo.
 
¿Por qué venir a Tomatlán?
 
La costa de Jalisco es un abanico de posibilidades para que los sentidos se llenen con sus maravillosas vistas, con sus sonidos, con el sabor de sus platillos y un municipio representante de ella es Tomatlán, “lugar de tomates” o “lugar junto a los tomates”, un pueblito que entre sus calles empedradas y blancas paredes es místico y agradable, acogedor y amigable.
 
Visitar el Municipio de Tomatlàn resulta una experiencia inolvidable, ya que cuenta con grandes atractivos naturales que se han mantenido vírgenes, sin una explotación turística excesiva, lo que hace que sus playas y zonas arqueológicas sean atractivos abiertos al turista consciente de su cuidado y conservación, a quien le paga con maravillosas vistas y recuerdos.
 
Tomatlán se considera  la joya de la costa alegre en cuanto a turismo ecológico o ecoturismo, ya que sus recursos naturales son ideales para l apráctica de esta actividad.
 
La playa es quizá el mayor motivo para visitar Tomatlán, aunque podríamos hablar de lo bonito que es el pueblo, o de lo cálido de sus pobladores, o de muchas cosas más que hacen que al visitarlo, se quede en el viajero el sabor de haber elegido el destino correcto y regrese después, queriendo repetir su agradable vivencia.
 
No te puedes perder...
 
Hay infinidad de atractivos que ofrece este hermoso municipio de la costa del Estado de Jalisco, tanto en su diversidad natural como en el pueblo, donde la hospitalidad tomatlense es la mejor guía para no perderse de nada de lo que hay qué ver.
 
Al comenzar el recorrido, antes de ir a obligada visita de las playas, será muy atractivo caminar por sus calles, pasar por la típica plaza principal, que da la bienvenida a quien la visita a través de un arco de entrada desde el que se aprecia su kiosco, hasta llegar a encontrarse con la sencilla, pero magnífica arquitectura del Templo de Santiago Apóstol, la parroquia del pueblo, una construcción que data del Siglo XVIII; después, habrá que salir para cambiar no sólo de aires, sino de época, al visitar la Hacienda Santa Gertrudis, una construcción de adobe dedicada en sus años de bonanza al cultivo de la caña; y ya estando ahí, hay que ver la Capilla de Santa Gertrudis, a un lado de la Hacienda, donde varios caciques se unieron en matrimonio en épocas remotas.
 
Fuera del pueblo, continúan los hallazgos, y se sale hacia el Viejo Santiago, un pueblo que yace bajo las aguas de la Presa Cajón de Peñas, a 18 kilómetros de Tomatlán; y andando ya en las afueras hay que hacer una cita con la historia para encontrarse con uno de los vestigios arqueológicos más importantes del Estado, La Peña Pintada, una monumental pintura rupestre sobre la ribera del río Tomatlán, que da fe de la existencia de asentamientos humanos prehistóricos en la región.
 
Ahora sí, empapado de historia y leyendas del lugar, el visitante puede ahora mojarse en serio, en las tibias aguas del Pacífico y disfrutar de la belleza sin igual de algunas playas de Tomatlán, como Playa Majahuas, hermoso paisaje natural en que además de la arena y el mar, se pueden admirar los manglares, entendiendo así por qué, esta playa es tan llamativa para las tortugas marinas que ahí llegan a desovar; tan sólo a 5 kilómetros, se encuentra un escenario virgen, rodeado de rocas que le dan su nombre, se trata de Playa Peñitas, un sitio totalmente preservado ideal para el nado por su pequeña bahía cerrada; ahora toca el turno a una playa que si bien no ofrece ninguna infraestructura turística, no puede dejar de ser visitada por la belleza indescriptible de su arena y sus escenarios naturales, un día en peñitas es un día de comunión con la naturaleza; a 40 kilómetros de Tomatlán, mismos que se hacen nada disfrutando de las vistas que ofrece el camino, está una playa donde los campamentos son un atractivo singular, es Playa Punta Peñitas, un remanso más de paz en esta zona privilegiada por la naturaleza, con sus blancas arenas y un mar azul profundo que impone, pero que al sentirlo, invita a su disfrute.
 
Por último, toca el turno a otra playa con no menos atractivos y sí con más leyendas a su alrededor, como la de un barco que se encuentra encallado en su orilla, entre las rocas, y que se dice que fue de piratas, y que guarda entre sus restos majestuosos tesoros inalcanzables; es Playa Chalacatepec, una de las más bellas, si es que pudiese hacerse en realidad una comparación entre todas las playas del municipio, lo que resulta imposible, concluyendo en que su mayor belleza es disfrutarlas todas, y que juntas componen un escenario inolvidable.
 
Entre una playa y otra, entre un atractivo y muchos más, Tomatlán es un sitio para visitar mil veces, para vivir al 100% y para revivir muchas veces más.

Municipios: 
Zona: 
Autor: alexis.saul
Fecha de actualización: 24/06/2014 - 11:18:50

Ayudanos a mejorar jalisco.gob.mx

Favor de no proporcionar datos personales